viernes, 11 de junio de 2010

La señora Burthworth


La señora Burthworth, mientras toma un daikiri en el borde de la piscina, tiene una clara revelación.

- Estoy enamorada del mayordomo.

Se levanta, prepara la valija, llama al mayordomo, le desprende la camisa con los dientes, y dos horas después están saliendo, en uno de los autos deportivos del señor Burthworth, hacia una nueva vida.

Cuando, tres meses después, el detective le dice al señor Burthworth que encontró a su mujer, viviendo en una casita con su ex mayordomo, el señor Burthworth no puede soportar la vergüenza.

Contrata a un asesino, que vigila a la pareja, estudiando cada uno de sus movimientos.

Por fin, el asesino entra en la casa, con el arma en la mano, dispuesto a terminar con el contrato y cobrar lo suyo.

En la oscuridad, va hacia el dormitorio, cuando tropieza con la ex señora Burthworth, que, emocionada por la idea de un extraño deambulando por su casa, le desprende la camisa con los dientes, y dos horas después están yéndose, en el auto deportivo del señor Burthworth.

Cuando, tres meses después, el detective le dice al ex mayordomo del señor Burthworth que encontró a la señora, viviendo en una casita con su ex asesino, el ex mayordomo del señor Burthworth no puede soportar la vergüenza, y contrata a un asesino.




Souvenirs para casamiento.
Libros personalizados con historias de la pareja.
Consultar: gellergonzalo@yahoo.com.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Acá pueden comentar lo que quieran: si les gustó lo que vieron y leyeron, si no les gustó, sus críticas, observaciones, consultas sobre las ediciones de La Gota, sobre los libritos para eventos, sobre las revistas de historietas... en fin, todo comentario es bienvenido.